banner-zion

Peregrino soy en la tierra

Salmo 119:19

Peregrino soy en la tierra, no escondas de mí tus mandamientos.

 

Pensemos…

 

·      Mateo 6:26 Mirad las aves del cielo, que no siembran, ni siegan, ni recogen en graneros; y vuestro Padre celestial las alimenta. ¿No valéis vosotros mucho más que ellas?

·       Mateo 6:31,32 No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos? Porque los gentiles buscan todas estas cosas; pero vuestro Padre celestial sabe que tenéis necesidad de todas estas cosas.

·       Mateo 6:31 No os afanéis, pues, diciendo: ¿Qué comeremos, o qué beberemos, o qué vestiremos?

·       Mateo 6:33 Mas buscad primeramente el reino de Dios y su justicia, y todas estas cosas os serán añadidas.

 

1.           Dios me Provee porque valgo mucho para Él

2.           Dios me Provee porque Él sabe qué necesidad tengo

3.           Mi Prioridad es no afanarme sino aprender de Salomón y de su creación

4.           Mi Prioridad es buscar a Dios y su justicia, y todo se me añadirá

 

Dios es bueno al darnos las herramientas necesarias para nuestro viaje en esta tierra. Es bueno porque me hace sentir cuánto valgo para Él. Es bueno porque no se le escapa ni una necesidad que tenga. Es bueno porque no quiere que me preocupe por nada. Es bueno porque me da ejemplos vivos y reales para que yo aprenda. Es bueno porque me deja en claro que buscarle debe ser mi prioridad. Es bueno porque en su justicia añade a mi vida TODO lo que me falta y nada más.

 

Preguntémonos…

 

¿Qué debo hacer en este viaje por la vida?

 

Practiquemos…

 

*Necesito conocer a Dios.

*Necesito confiarle mi vida.

*Necesito controlar mi afán.

 

Oremos con Mateo 6:33

Padre, muchas gracias por tener en tu Palabra las enseñanzas que alimentan mi fe para confiar únicamente en Ti. Cuanto necesito conocerte y a través de esto encontrar la paz que necesito, para no vivir afanado por las cosas de esta vida. Perdóname cuando busco en todo menos en Ti y termino tan cansado, de cargar con mis preocupaciones, cuando siempre ahí estás Tú para decirme cuanto valgo para Ti, y que descanse ya que Tú estás en control.

 

Entiendo que buscarte, no es a las corridas sino detenidamente. Así como le doy vueltas y vueltas a aquello que me roba la paz, es así como te voy a buscar, dándole vueltas y vueltas a lo real que es tu provisión y lo práctica que es mi prioridad de buscarte siempre.

 

Descanso en Ti y en cómo obraras para quitar aquello que me desenfoca de Ti. Gracias por añadir por Tu justicia TODO lo que me falta. En Tu Nombre Jesús. Amén

 

 Mauricio Castañeda

Sal.40:8

Visto 371 veces